SHOGUN

Hace rato buscaba una definición para “libro que atrapa”. Shogún, de James Clavell, ha hecho que entienda claramente qué significan esas palabras.

La novela está ambientada en el Japón aún por descubrir de los años 1600, un lugar místico, lleno de leyendas y dioses, donde los únicos extranjeros son los españoles y los portugueses, quienes guardan con celo los libros de ruta para que ningún otro europeo llegue a esa tierra.

En medio de un conflicto bélico que está por estallar, un barco holandés pilotado por el inglés John Blackthorne, llega a Japón. Este arribo es visto como un señal de los dioses por aquellos que hacen prisioneros a los marinos, y como una terrible amenaza para los monjes jesuitas que casi dominan la Isla, y que han convertido a su religión a los señores feudales y sus súbditos.

Encima de todo esto, Blackthorne no es un hombre común. Habla varios idiomas a la perfección, y sus conocimientos sobre los mares, la historia europea, o las guerras de los cristianos, lo hacen indispensable para Toranaga, uno de los daimyos más importantes del imperio, quien lo toma bajo su tutela, y lo obliga a aprender las costumbres del pueblo asiático.

Así, Blackthorne se convierte en samurai y comienza a entender los valores de una sociedad que, al principio le parecía extraña. Junto con el protagonista vamos aprendiendo acerca de clases sociales, historia, arquitectura, y hasta comida en el Japón. Y también, junto con él, comenzamos a asimilar toda la sabiduría de las acciones de quienes allí viven, porque el libro esclarece la lógica de ese pueblo. Conceptos como karma, dejan de ser abstractos en esta novela para convertirse en hechos.

Además de las referencias asiáticas, que  -según me parece- siempre son atractivas a los lectores de esta parte del mundo, la novela tiene su dosis de amor, con la relación que surge entre el marino inglés y la joven dama Mariko, quien es asignada como traductora del europeo, y quien termina enamorada también de las diferencias del hombre y de su buen corazón e inteligencia.

Entre todo, el conflicto político por obtener el poder en un mundo donde el Emperador vive enclaustrado en su palacio de oro, se va haciendo mayor, y nuestro protagonista deja de ser un peón para convertirse en una pieza principal, de la cual depende la victoria de uno u otro bando.

Shogun es una novela muy interesante: no tiene solo una arista, sino varias que el autor, James Clavell, explota con maestría. Basada en hecho verídicos de la historia japonesa, la trama nos deja sumergirnos en una complicada historia que va más allá de los misterios de un mundo lejano, y se adentra en cuestiones como el deber, la valentía, el sexo, la religión y el honor. Nada despreciable ¿eh?

Descargar Shogun en ePub 😀

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s